Temas variados

EL ANCIANO

marzo 25, 2024

EL ANCIANO
Cuenta la historia que en la entrada de un tranquilo pueblecito hab铆a un anciano sentado en un banco.

Como ya estaba retirado y era el hombre m谩s viejo del poblado, pasaba el d铆a sentado, saludando a todo el que entraba y sal铆a del pueblecito.

Un d铆a lleg贸 un forastero, se le acerc贸 y luego de saludar pregunt贸:

-Se帽or, pienso quedarme a vivir en este lugar, 驴C贸mo es la gente de este pueblo?
-Primero d铆game usted como era la gente del pueblo donde usted vivia, le contest贸 el anciano
-La gente del pueblo donde yo vivia era chismosa, intrigante, amargados, siempre estaban de mal humor, por eso decid铆 mudarme
-Ah, caray!, que casualidad, la gente de este pueblo es as铆 mismo, chismosa, amargada e intrigante, explic贸 el anciano.

A los pocos minutos estaba entrando a la ciudad otro hombre interesado en vivir en el poblado, quien al ver al anciano se le acerc贸 y le hizo la misma pregunta:

-驴C贸mo es la gente de este pueblo?
-Antes de contestarle, d铆game 驴c贸mo era la gente de la ciudad en que usted vivia?
-La gente del pueblo donde vivia era servicial, alegre, trabajadora, honrada, amigable y muy alegre
-As铆 mismo es la gente de este lugar!, dijo el anciano.

Otro hombre que disimuladamente estaba cerca y escuchando las conversaciones, le pregunt贸 al anciano:

-驴C贸mo es posible que usted le de dos respuestas totalmente opuestas, diferentes, a una misma pregunta?
-Lo que ocurre es que tanto la amargura, las frustraciones, as铆 como la alegr铆a y el optimismo, son cargas personales y comportamientos que la gente tiene y que llevan a cualquier parte del mundo donde residan, el problema no est谩 en el entorno sino en el coraz贸n de las personas.

Tomado de la red

Fomentando la lectura.

Si quieres compartir esta reflexi贸n:

You Might Also Like

error: El Tren de la Vida